El chapero y el viejo caliente

chiste-chapero-y-anciano

Un joven bellísimo, deseado por todos en el barrio, se queda sin empleo. Desesperado ante la falta de dinero y las cuentas por pagar, decide prostituirse, por lo que coloca en la puerta de su departamento este letrero:

EN LA CAMA: $300.00
EN EL CATRE: $50.00
EN EL SUELO: $25.00

Cuando el vecino, un viejito de 80 años, lee el letrero, corre a su casa, rompe la alcancía, cuenta el dinero y va al departamento del prostituto. Al ver al joven, le extiende las monedas que lleva en las manos; el muchacho las cuenta y ve que son $300.00 Euros.
Tocándoles las nalgas al viejo, el muchacho dice:
-Viejo puto. Quieres un buen polvo en mi cama, ¿eh?
Y el viejito, sonriendo, responde:
-No seas tonto, mijito. Quiero doce polvos en el suelo.

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

1 comment

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *